Foto Como y donde reciclar en Santiago de Chile
Foto de fondo: Alita.

En la capital de Chile, los residuos domiciliarios crecen un 3% anualmente. Y aunque el reciclaje es la mejor alternativa ambiental para deshacerse de los desechos, no es la más utilizada por los habitantes de la capital. Es por eso que la idea de este texto es motivarlos a buscar los lugares que más les acomoden para comenzar a reciclar.

En la Región Metropolitana existen dos sistemas básicos de reciclaje: las campañas de beneficencia y las recolecciones comunales diferenciadas….



Campañas de beneficencia

Las estaciones de contenedores de vidrio, papel, plástico, cartuchos de tinta, aluminio y/o Tetra Pak pertenecientes a campañas de beneficencia son lo más extendido en Santiago. Se ubican en puntos estratégicos de prácticamente todas las comunas (generalmente en supermercados, colegios, parques o plazas) y los desechos acumulados ahí son recolectados por la empresa relacionada al material en cuestión. Son una buena manera de entusiasmar a la gente ya que se recicla y al mismo tiempo se ayuda a los niños quemados, a fundaciones pro-adopción, a la protección de la flora y la fauna y a la construcción de viviendas, entre otras.

Uno de los puntos más importantes y modernos de acopio que se encuentran en la capital es el Punto Limpio de la Municipalidad de Vitacura (una de las comunas más ricas de la capital). Tiene 500 metros cuadrados y, además de lo mencionado anteriormente, recolecta basura electrónica. Su meta es reducir hasta en un 50% la basura que se lleva al relleno sanitario. Lamentablemente es sólo para los vecinos de la comuna y hay que ir con una cuenta o algo que acredite que uno vive en Vitacura.

Foto de Punto Limpio centro de reciclaje en Santiago de Chile
La iniciativa Punto Limpio, que pretende disminuir al 50% los residuos de la municipalidad de Vitacura que van a vertederos.


Recolección comunal

El segundo sistema, el de recolección comunal, consiste en un servicio que presta la municipalidad de Santiago para retirar los desechos a domicilio. La idea es que los vecinos separen la basura reciclable en sus hogares y, periódicamente, que la municipalidad o alguien contratado por ésta los retiren. Obviamente es la alternativa más cómoda y, por lo tanto, la mejor para conseguir que el reciclaje se expanda. Esta alternativa existe en las comunas de Ñuñoa, La Florida, Providencia, La Pintana y María Pinto (al nor-poniente de la Región Metropolitana) aunque ninguna con cobertura comunal total.

Ahí nos encontramos con un pendiente. Los vecinos deberíamos unirnos para presionar que la cobertura sea total y en los 52 municipios de la Región Metropolitana. El problema es que así como hay comunas que poco a poco se han sumado a la urgencia de reciclar, algunas como la de La Reina han suspendido el servicio luego de años de funcionamiento – y de darle trabajo a los cartoneros de la comuna-.

Decisión que no tiene mucho sentido, tomando en cuenta los estudios de la CONAMA Metropolitana (Comisión Nacional de Medio Ambiente) que concluyen que “el reciclaje es la opción económicamente más conveniente de los municipios para manejar sus residuos sólidos”.


El ejemplo de la Comunidad de Ñuñoa

Un ejemplo a seguir en este tipo de iniciativas es la de Ñuñoa, que funciona desde julio de 2003 y cuenta con una planta de separación y clasificación propia, instalada en un terreno municipal. Se recolectan los residuos ya separados en los domicilios, y se transportan a la planta donde se separan y clasifican, se prensan o trituran para ser pesados y luego ser vendidos a empresas procesadoras que los utilizan como materia prima.

Con esto, por nombrar algo, se ahorran 378 litros de agua en la fabricación de una tonelada de papel. La producción de esa cantidad de papel nuevo consume 440 litros de agua, mientras que la de una tonelada de papel reciclado consume 62 lts de agua potable . La recuperación de papeles y cartones en la Región Metropolitana, además, evita talar mensualmente un bosque del tamaño del principal parque de la ciudad, el Parque O’Higgins (74 hectáreas) .

Ojalá cada día más alcaldes y vecinos se motiven con el reciclaje, ya que no hay tiempo que perder en cuanto a la urgente necesidad de cambiar hábitos para mejorar la situación ambiental.

Pero la ciudad no está tan mal: en 2007, más del 12% de los residuos sólidos domiciliarios fueron reciclados en la región metropolitana , situando al Gran Santiago como una de las capitales de América que más recicla. Propongo que nuestra meta sea ser la capital más comprometida de todo el continente.



Links:
Yoreciclo.cl es un sitio creado para fomentar el reciclaje en Chile. En él encontrarás datos de cómo, dónde y cuándo reciclar tus desechos domiciliarios, además de datos prácticos para reducir la cantidad de basura que generas y la energía que consumes.
Quiero Reciclar es un conjunto de mapas de Google donde puedes encontrar los puntos de acopio de Santiago.
La Comisión Nacional de Medio Ambiente (CONAMA) ofrece más información sobre temas de reciclaje y residuos en Chile.