Foto de planta en peligro de extincion de nombre Araucaria angustifolia
Araucaria angustifolia, Especie en peligro de extinción en Brasil. Foto: Mauroguanandi

En el marco del 60 Congreso Nacional de Botánica en Brasil, mañana será presentado un libro que publica que en el país habría 2291 especies de plantas en peligro de extinción. Los motivos de las amenazas se centran mayormente en incendios forestales, urbanización y deforestación.

Esto resulta estremecedor si se considera que Brasil es uno de los países con mayor biodiversidad del planeta. Según el periódico O Globo, dispone del 15% de las especies de la vegetación mundial. Y la mitad del área donde se encuentra su flora ya estaría degradada.

La lista fue confeccionada por 175 científicos de 55 instituciones nacionales e internacionales mediante un informe denominado “Plantas raras en Brasil” de la Universidad pública de Bahía y la fundación ambientalista conocida como Conservación Internacional.

Para los que vivan o estén en Brasil, la presentación del libro se dará mañana en la Universidad Feira de Santana en Salvador de Bahía. Pero los datos revelados también podrán ser consultados mediante el sitio web Plantas raras.

Foto de planta ewn extinicion en Brasil de nombre Dicksonia sellowiana
Dicksonia sellowiana, otra de las 2.291 especies amenazadas. Foto: Eric in SF.

El informe devela también que la región sureste de Brasil es la que cuenta con mayor cantidad de especies amenazadas, al tiempo que es la más avanzada en materia económica. En Río de Janeiro habría 250 plantas en peligro, en Bahía, 484, y en Minas Gerais, 550.

Se observa entonces que la amenaza de la flora se relaciona de forma directa con los sitios donde hay mayor explotación económica con gran urbanización, ya sea con fines medicinales, alimenticios, o cosméticos.

De este modo, en la Mata Atlántica, donde viven alrededor del 70% de los brasileños, quedaría solamente un 7,26% de la vegetación que habría cuando llegaron los portugueses al país.

O Globo cuenta que solo un año atrás las estadísticas indicaban que las amenazadas eran 472 especies. Mucho menos que lo que se dice ahora en 2009. Y los datos oficiales señalaban en 1992 que habría únicamente 108 comprometidas. Es alarmante que en menos de dos décadas, la cifra se haya multiplicado en más de 20 veces.

En este sentido, según O Globo, José María Cardoso da Silva, de Conservación Internacional, aseguró que la estrategia para la conservación de los bosques debe incluir la creación de áreas protegidas.

Vía O Globo

Más sobre seres vivos en peligro de extinción
El avistaje de ballenas sería más rentable que su caza
Lanzan proyecto para proteger especies autóctonas en Argentina
El cucú, otra especie en peligro de extinción